Estudiantes de Ingeniería Comercial presentan tesis de metodología de diseño aplicada a la educación

Autor: UTEM|
Se trata de la metodología Design Thinking, la cual aporta a la innovación y creatividad, proponiendo cinco pasos fundamentales para la obtención de resultados exitosos: empatizar, definir, idear, prototipar y evaluar.

Un interesante trabajo investigativo, realizaron las estudiantes del último año de la carrera de Ingeniería Comercial, Karla Fuentes y Constanza Mancilla, enfocado en la metodología Design Thinking, creada en los años 70’, la cual es utilizada para crear nuevos productos en el área de diseño, en procesos asociados a tecnología e innovación. Sin embargo, en esta ocasión, decidieron darle un giro y abordarla desde el ámbito de la educación, como nueva forma de enseñanza y aprendizaje.

La investigación contó con el apoyo del profesor guía Manuel Letzkus, académico y director del Departamento de Gestión Organizacional, quien acompañó a las estudiantes en el proceso formativo, entregándoles las herramientas teóricas para el desarrollo óptimo de este último trabajo, previo a su titulación.

El interés de las estudiantes por investigar este tema, nació a raíz de que Constanza Mancilla realizó su práctica en el área de innovación de una empresa durante el pasado verano, lugar donde se utilizaba esta metodología en los diferentes procesos de creación.

“Me llamó la atención de que fuera una metodología tan fácil de implementar y se utilizara de forma transversal en todas las generaciones de profesionales en una empresa. Ahí nació la idea, al ver que funcionaba en las empresas y en los procesos, y pensé que a los estudiantes les podría ser útil en el campo laboral», señala Mancilla.

Las estudiantes comentan que en primera instancia la idea era implementar este modelo en la Facultad de Administración y Negocios, viendo cuáles serían los resultados si se aplicaban en un aula y analizar cómo lo abordarían los estudiantes. Sin embargo, por la situación de contingencia sanitaria, el plan debió limitarse y el trabajo pasó a modalidad online.

Para Karla Fuentes, el desarrollo de esta investigación le permitió mejorar aspectos personales a la hora de aprender y considera que sería de gran ayuda para los y las estudiantes de la UTEM. “Aprendí a mejorar mis habilidades blandas, ya que soy muy estructurada, ahora con Design Thinking me di cuenta que no es necesario seguir una pauta, porque puedes comenzar de atrás hacia adelante o viceversa, o del medio, no es una estructura física rígida”, indica la estudiante.

El Desing Thinking que proponen las estudiantes como metodología de enseñanza, tiene como objetivo analizar su impacto en el área de Administración y Negocios, e implementan el método llamado meta-análisis, para realizar una recopilación de investigaciones sobre el tema. La metodología utilizada en el campo de diseño es abordada, para identificar su relevancia en el proceso formativo, y su utilización en el ámbito empresarial en actividades de marketing, gestión y procesos, como también en programas formativos de educación superior.

Nosotras lo vimos desde la perspectiva de querer aprender algo más innovador y aportar algo a la Universidad y la carrera, que los estudiantes ya en proceso de formación, tengan otra perspectiva para su futuro laboral. Esta participación por enfocarnos en la educación, es para que se cambie el enfoque de las metodologías utilizadas en la Universidad”, asegura Karla Fuentes.

Para el director del Departamento de Gestión Organizacional, Manuel Letzkus, esta metodología es preponderante para alcanzar algunos conductos mentales que son propios de la educación. “El pensamiento creativo y el trabajo colaborativo, son dos elementos fundamentales en la era moderna en cuanto a lo que son los requerimientos laborales. Por otro lado, es transversal, ya que se crea confianza en el individuo, lo cual es importante en la educación, porque los alumnos logran crear ideas y conceptos”, precisa Letzkus.

En este sentido, Karla comenta que “es innovador en cualquier ámbito, hasta para la vida cotidiana, te permite expandir tu visión a una mente más creativa, colabora con el trabajo en equipo, potencia las habilidades de forma individual”.

“Si queremos que nuestros estudiantes vayan hacia el área de emprendimientos esto les sirve completamente porque potencia la creatividad, aparecen los nuevos modelos de negocios, productos e innovación”, indica el director del Departamento de Gestión Organizacional.

“Si pensamos en nuestro modelo educativo UTEM, está pensado para que el estudiante sea el centro de lo que es el proceso de enseñanza/aprendizaje, por lo tanto, el profesor va a ser el promotor de actividades, donde el alumno vaya por sí mismo en búsqueda de conocimientos y motivación, y el Design Thinking es de acuerdo a lo que ha dictado la teoría y lo que ha sido el resultado de esta investigación, ayuda sin duda a la motivación por lo que está haciendo el estudiante, desarrolla prototipos novedosos en términos de la solución de problemas, ya sea económicos, de gestión organizacional y otros”, indica Manuel Letzkus.

Según Constanza Mancilla, siempre tuvo la idea de hacer una tesis que fuera útil. “Esto ayuda a los estudiantes a descubrir de mejor forma las necesidades de un cliente y a descubrirse a ellos mismos, porque el conocimiento que uno tiene muchas veces no sabe cómo plasmarlo, pero esta es una herramienta lúdica para el aula y la vez es gratificante porque se darán cuenta de que de verdad están aprendiendo. Para mí fue un aprendizaje continuo», dice Mancilla.

“Si se pudiera continuar con esta investigación y ver la forma de implementarla a nivel institucional, sería un gran aporte y gratificante saber que sirvió para incursionar en una nueva metodología”, comenta Karla Fuentes.

Cualquier metodología que vaya en beneficio del modelo educativo es bienvenida y ésta es una que realmente impacta, el Design Thinking para todo lo que es la innovación, el trabajo en equipo y resolver problemas es una que viene a fortalecer a otras metodologías clásicas, como la solución de problemas, estudio de casos o trabajar un proyecto, esta aborda las tres metodologías con mayor éxito”, recalca Letzkus.

Además, el director destaca que “los docentes deben interesarse por abordar distintas metodologías ya que van a aportar más a los logros y aprendizajes estudiantiles. También, hay que incorporar estas metodologías al servicio del futuro profesional, puesto que la innovación es fundamental. La idea es que las personas en el mundo laboral creen situaciones nuevas e innoven”.

Para finalizar, el director del Departamento de Gestión Organizacional, dice que se deben interpretar nuevos elementos que los hagan pensar a los y las estudiantes, ya que eso es lo que va a solucionar los problemas de las empresas, las nuevas formas de hacer y estudiar los ayudará con la rapidez en que avanza la revolución tecnológica, aumentando su poder cognitivo, apuntando al despertar de las neuronas y agilizando las respuestas asertivas en un escenario de análisis.

Deje un Comentario

WordPress Video Lightbox Plugin